Cóctel Bloody Mary
Cóctel Bloody Mary es y seguirá siendo el número uno, aunque cada vez hay más cócteles que se suelen tomar para acompañar un buen brunch, el Bloody Mary es uno de los más conocidos internacionalmente.
El Bloody Mary destaca por su color rojo, que es el resultado de mezclar vodka, zumo de tomate, sal y pimienta negra, salsa de tabasco y zumo de lima o limón. Suele servirse bastante frío y, gracias al zumo de tomate, es perfecto para combatir la resaca, por lo que es el preferido de los amantes del brunch.
Además en el brunch, algunos lo toman como aperitivo antes de comer o bien antes de cenar.
El Cóctel Bloody Mary es un cóctel de fama internacional, pero que tiene tantas historias como muchos cocteles, que nunca vamos a saber cual es la real historia. Una de las teorías más extendidas dice que su creación se debe a Fernand Petiot, que preparó por primera vez esta bebida en el año 1921, en el bar Nueva York de París. Su nombre podría hacer referencia a la reina María I de Inglaterra, que recibió tan singular apelativo tras ordenar una cruel persecución contra los protestantes en el siglo XVI.
Recuerda que esta es una bebida muy saludable sin exceder con el alcohol.

Imprimir receta
Cóctel Bloody Mary
Cocina Francia
Tiempo de preparación 10 Minutos
Raciones
Persona
Ingredientes
Cocina Francia
Tiempo de preparación 10 Minutos
Raciones
Persona
Ingredientes
Instrucciones
  1. Decoración Antes de iniciar su preparación, conviene escarchar el borde del vaso con sal gorda(sal grande sin moler) mojada en lima. Se puede decorar con una rodaja de lima, pepinillos en vinagre, gamba, apio u otras verduras. Se prepara siempre en vaso mezclador, no en coctelera. Se remueve suavemente con cucharilla, sin agitar. Se sirve en vaso Collins (vaso largo).
Comparte esta receta